Estás navegando por el archivo de Literatura francesa.

“La huella de la noche” de Guillaume Musso

el 12 noviembre, 2018 en Libro de la Semana

La huella de la noche (AdN)

La huella de la noche (AdN)

Musso, Guillaume

ISBN

978-84-9181-262-3

Editorial

Alianza Editorial

Mas información

Cualquiera que haya asistido a un “encuentro de antiguos alumnos” veinticinco años después de la separación sabe hasta qué exagerado punto puede la cosa complicarse, pero nunca habíamos oído de ninguno que de repente, un cuarto de siglo después, destape un asesinato remoto e induzca a algunos más… El planteamiento es divertido pero sobre todo sorprendente y adictivo, y, leyendo esta última novela suya, no nos extraña nada que Guillaume Musso sea el escritor francés más leído en la actualidad, entre otras cosas porque, además, escribe muy bien (lo cual apreciamos nosotros gracias a la intermediación de la traductora Amaya García Gallego).

Con una trama original, Musso hace que la acción vaya y vuelva, viajando en el tiempo entre dos épocas diferentes sin que nos perdamos. Los personajes, dotados ciertamente del glamour (casi todos ellos son ricos) que corresponde a un escenario como la Costa Azul francesa, entran en una trama que tiene un protagonista claro y también unos secundarios que poco a poco van “cogiendo página”, sorprendiéndonos una y otra vez con unos golpes de volante que desembocan en un final francamente inesperado.

En esta librería nos gusta (y mucho) la novela negra francesa: Fred Vargas tiene muy buenos compañeros de estantería, y en esta casa cada vez logran más espacio en nuestra sección de literatura de intriga o policiaca.

César Muñío, Librería París (Zaragoza)

“La trenza” de Laetitia Colombani

el 17 septiembre, 2018 en Libro de la Semana

La trenza

La trenza

Colombani, Laetitia

ISBN

978-84-9838-880-0

Editorial

PUBLICACIONES Y EDICIONES SALAMANDRA

Mas información

La Trenza puede considerarse como un canto a la libertad de las mujeres para tomar las riendas de sus vidas, poniendo en valor la capacidad de tomar sus propias decisiones. Narra la historia de tres mujeres corrientes, anónimas, procedentes de distintas culturas y que no veneran a los mismos dioses. Ellas no se conocen y, sin embargo, los cabellos acabarán entrelazando sus vidas.

La trama de la novela seduce al lector tejiendo esta novela a la manera de una trenza. Narrada desde una perspectiva social, la autora nos va introduciendo en sus historias personales. Poco a poco, con gran maestría y delicadeza, vamos conociendo los detalles de sus vidas y circunstancias, así como la rebeldía que nace en su interior para rechazar aquello que la sociedad y los estereotipos esperan de ellas.

El hilo conductor son los versos que escribe una trabajadora siciliana en el taller:

     Me gustan esas horas solitarias en que mis diez dedos danzan.

     Qué extraño ballet, el de mis manos,

     mientras escriben la historia de una trenza y unos lazos.

     Esta historia que es la mía.

     Y, sin embargo, no me pertenece.

Los personajes principales de la novela, traducida al castellano por José Antonio Soriano Marco, son tres mujeres: Smita, Giulia y Sarah, tres mujeres que han nacido y viven en tres continentes distintos, Asia, Europa y América, pero con tres sentimientos que las unen: la determinación, la valentía frente a la adversidad y la sed de libertad individual.

Smita, nacida en la India como “intocable”, se ve obligada a realizar el trabajo que las mujeres de las generaciones que le han precedido, su abuela y su madre. Cada mañana, se ocupa de recoger con las manos los excrementos de los vecinos de su barrio, oficio que aprendió acompañando a su madre desde que tenía cinco años. Sin embargo, Smita no quiere que su hija aprenda el oficio, decide que su pequeña irá a la escuela para aprender a leer y escribir.

Giulia pertenece a una familia que, desde hace varias generaciones vive en Palermo y regenta un pequeño taller dedicado al tratamiento de cabellos. Educada en el paternalismo y bajo una fuerte presión de sus familiares, Giulia se enfrenta al repentino fallecimiento de su padre y a la secreta y difícil situación económica por la que atraviesa el taller.

Sarah, una exitosa abogada canadiense, divorciada y madre de tres hijos a los que cría con la única ayuda de un canguro, lleva una vida regida por las presiones laborales, los horarios inflexibles y una imagen exterior siempre impecable. En el bufete ha ocultado Incluso los embarazos de sus hijos, no hay en él espacio para esos asuntos. Tampoco lo hay para la enfermedad que padece cuando finalmente se manifiesta, lo cual la obligará a enfrentarse a la rivalidad entre sus compañeros, a las traiciones laborales, a la soledad y a ella misma.

El pensamiento de la autora está influido por las obras de escritoras como Virginia Woolf y Marguerite Duras, símbolos del primer feminismo en Europa.

Su recomendada lectura va despertando en el lector una empatía que mantiene la atención in crescendo desde al comienzo hasta el final de la obra.

Laetitia Colombani, nacida en Burdeos en 1976, ha dedicado buena parte de su carrera profesional al mundo del cine, donde ha trabajado como actriz y guionista, así como directora de varias películas.

Ahora nos ofrece su primera novela, La tresse, que, escrita en francés y publicada por Grasset, ha sido ya traducida a veintinueve idiomas y ha recibido numerosos premios internacionales, entre ellos el 40° Premio Relay Voyageurs Readers, el 2017 Women of Economics Literary Trophy y el 2018 Crystal Globe para una primera novela.

Maribel Munuera, Librería Letras a la Taza (Tudela)

 

Puedes leer también este libro en catalán, traducido para Salamandra por Anna Casassas Figueras.

Los Libros de Septiembre de 2018

el 5 septiembre, 2018 en Los Más Recomendados

Leer afanosamente con el objetivo de llegar a ser sabio implica, nos parece, cierto despiste de partida: es mucho más sabio leer simplemente por placer, por pura diversión, por necesidad, acaso casi por vicio, y ése…, como dijo el clásico, es el camino de los que acabarán instalados en la sabiduría. Que la rentrée, pues, nos pille preparados, hambrientos de papel, con ganas de continuar el verano… pero por otros métodos. Como quien acumula leña para sobrevivir al invierno, hay que ir haciéndose con los libros de la temporada, y los diez de esta primera lista de la temporada son los que con más ahínco nos proponen las libreras y los libreros de España. Ficción, no ficción y hasta poesía: el verano ha sido alegre, sí, pero con el otoño llega la felicidad.

Cara de pan

Cara de pan

Mesa, Sara

ISBN

978-84-339-9861-3

Editorial

Editorial Anagrama

Mas información

Devastación

Devastación

Kristensen, Tom

ISBN

978-84-16544-77-6

Editorial

Errata Naturae Editores

Mas información

El rey recibe

El rey recibe

Mendoza, Eduardo

ISBN

978-84-322-3407-1

Editorial

Seix Barral

Mas información

Algunas formas de amor

Algunas formas de amor

Mew, Charlotte

ISBN

978-84-16291-69-4

Editorial

Periférica

Mas información

Chéri

Chéri

Colette

ISBN

978-84-17346-22-5

Editorial

Acantilado

Mas información

Causas naturales

Causas naturales

Ehrenreich, Barbara

ISBN

978-84-17141-67-7

Editorial

TURNER PUBLICACIONES

Mas información

Cual menguando

Cual menguando

Maillard, Chantal

ISBN

978-84-9066-571-8

Editorial

Tusquets Editores

Mas información

La trenza

La trenza

Colombani, Laetitia

ISBN

978-84-9838-880-0

Editorial

PUBLICACIONES Y EDICIONES SALAMANDRA

Mas información

Prestigio

Prestigio

Cusk, Rachel

ISBN

978-84-17007-58-4

Editorial

Libros del Asteroide

Mas información

El hilo rojo

El hilo rojo

Celaya, Gabriel

ISBN

978-84-9895-336-7

Editorial

VISOR LIBROS

Mas información

“Recuerdos durmientes”, de Patrick Modiano

el 16 julio, 2018 en Libro de la Semana

Recuerdos durmientes

Recuerdos durmientes

Modiano, Patrick

ISBN

978-84-339-8012-0

Editorial

Editorial Anagrama

Mas información

Entre los siete mil millones de seres humanos que aproximadamente, según Naciones Unidas, habitan hoy este contradictorio planeta nuestro, sólo uno es capaz de escribir los libros de Patrick Modiano, y ésa es una impresión menos obvia o boba de lo que pudiera parecer en un primer momento, pues lo que queremos decir es que los libros de Modiano parecen sencillos, a veces superficiales, hechos con nada… y sin embargo nadie sabría imitarlos con éxito. Sus prestigiosas narraciones son leves, sí, pero también indagadoras, son directas pero también extrañamente poéticas, están escritas con una prosa casi impersonal que, sin embargo, esconde claramente galerías ocultas y se nos presentan de forma directa pero rebosantes de misterios más o menos declarados. Casi todos sus libros son, al cabo, relatos de fantasmas, y remiten a un pasado, invariablemente parisino, con tantos enigmas como los pasillos de las pirámides del Valle de los Reyes, en ese Egipto que también fue francés.

“A veces, me gustaría dar marcha atrás y volver a vivir todos esos años mejor de lo que los viví”, leímos en Un pedigrí, la primera novela de Modiano que publicó Anagrama, y eso es algo en lo que se insiste por extenso ahora y que en realidad se ha ido insinuando a lo largo de esa línea novelística de Modiano que ensaya una particularísima autoficción, y en la que parece querer espantar espectros personales, saldar cuentas pendientes consigo mismo, atar cabos sueltos. Hay otra veta en su obra que es más histórica, y, aunque afectó a personas tan cercanas como sus padres, habla más bien de los años de la Ocupación alemana o incluso de antes, de modo que las novelas de esa vertiente exploran situaciones o retratan personajes no con la memoria sino con la reconstrucción histórica o, más frecuentemente, con la imaginación literaria, completando con la ficción lo que los documentos (o, mejor, su ausencia) callarán o disfrazarán por siempre. “Nadie se acuerda de nada”, se leía en Dora Bruder (acaso, en general, la novela más perfecta de Modiano), pero aquí está la literatura para desquitarnos un poco.

Recuerdos durmientes (que se publica simultáneamente a la obra teatral Nuestros comienzos en la vida y a Lacombe Lucien, un guión de cine escrito junto a Louis Malle, todo traducido por María Teresa Gallego Urrutia) es una novela que comienza de un modo amable y va derivando hacia confidencias valientes, por serias. No vamos a desvelar nada, pero Modiano (o su trasunto literario) despacha en este libro lo que, técnicamente, pudo ser complicidad en un asesinato de 1965, y aunque la participación del narrador (o del personaje) fue puramente conjetural, y por supuesto a posteriori, “sin comerlo ni beberlo”, las consecuencias o los riesgos son suficientes como para que el Premio Nobel de 2014 todavía escriba sobre ello con cautela (o, hábilmente, lo finja). Los personajes, en un apunte genial, “hablan con puntos suspensivos” sobre el ¿accidente?, o se habla de ciudadanos que van “andando al lado de su vida”… Sin humor, pero con tino, con finura, con elegancia inimitable, Modiano nos cuenta que “durante mucho tiempo estuve convencido de que los encuentros de verdad sólo podían tener lugar en la calle”, y sus novelas son un monumento a esa certeza. Callejeras y epifánicas, cotidianas pero inextricables, urbanas pero secretamente salvajes, las narraciones de Modiano funcionan ya como un plano literario de París que pudiera superponerse al París real, a escala 1/1 pero mejorándolo, embelleciéndolo o, por lo menos, haciéndolo más interesante, más seductor, más mágico.

Librería Canaima (Las Palmas de Gran Canaria)

“El vestido azul”, de Michèle Desbordes

el 18 junio, 2018 en Libro de la Semana

El vestido azul

El vestido azul

Desbordes, Michèle

ISBN

978-84-16291-65-6

Editorial

Periférica

Mas información

Camille Claudel tuvo dos vidas. Una, impetuosa, “de rabia y de fervor”, durante la que formó parte del ambiente artístico parisino de finales del siglo XIX, en la que amó y odió a su maestro Rodin, y con la que esculpió su nombre en la historia del arte, gracias a la creación de esculturas como Sakountala, La edad madura o El gran vals, aunque el reconocimiento llegase demasiado tarde.

La otra vida transcurrió inmóvil, silenciada, sola y abandonada, y se prolongó durante los treinta años (¡treinta!) que permaneció recluida, en contra de su voluntad, en los manicomios de Ville-Évrad y de Montdevergues. Sobre todo, Montdevergues.

Es en ese escenario, y en esos “treinta interminables años”, en los que la escritora francesa Michèle Desbordes fija la mirada para la escritura de la novela El vestido azul, recién editada por Periférica. Una mirada enraizada en ese tiempo de silencio y de espera. Sobre todo, de espera. Desbordes recurre a un lenguaje lírico, a un ritmo lento con frases largas y repetición de expresiones, además de a imágenes muy potentes (la silla del pabellón, la ropa de color indefinido, las manos en el regazo o las anotaciones precisas en los cuadernos) para hacernos sentir la “larga, agobiante sucesión de días, siempre iguales”, en los que Camille espera la visita de su hermano Paul. Pasan días, estaciones, años, y ella no hace otra cosa más que esperar.

Y es desde ahí, en el letargo de Montdevergues, donde Michèle Desbordes evoca “el tiempo de antes y el tiempo de después”, donde explora de una manera delicada y profunda los recuerdos y sentimientos de Camille Claudel. El vestido azul es y no es la biografía novelada de una mujer bella y feroz que tuvo el don de “extraer de la arcilla, de la piedra, lo profundo y lo trágico de un sueño”. Los detalles de la vida de Camille están todos aquí para quien quiera jugar a reunirlos al final de la lectura. Están la infancia en Villeneuve, la relación conflictiva con la madre y la cercanía con Paul, el traslado a París, la relación tormentosa con Rodin y los momentos febriles de creación, los talleres con sus localizaciones exactas, como el del quai Bourbon, donde su salud física y mental se acabaría quebrando. Pero las referencias van surgiendo como pinceladas dispersas, como base en la que cincelar una exploración psicológica del alma de Camille.

Desbordes imagina y desenmaraña los distintos estados de ánimo de la escultora desde el lirismo de la suposición (“me la imagino sentada”, “es así como la veo”, “no se sabe cómo empieza”, “podría creerse que quizás”…), y usa el mismo recurso para evocar con su estilo sutil el contenido de las cartas intercambiadas con su madre, con Paul, con todo aquel que quisiera atender su súplica de liberación. Uno de los aspectos más interesantes de la novela es que no se centra tanto en la relación de Claudel y Rodin, sino que la figura masculina que surge con fuerza es la de Paul, el hermano al que espera ver aparecer en Montdevergues, el cómplice juvenil con el que cogían arcilla a manos llenas para que ella modelase su rostro, el poeta que no entendió que ella se perdiese, el cónsul que desde sus destinos extranjeros accedió en 1913 a internarla en un manicomio del que ya no saldría jamás porque “todo cuanto podía acabar había acabado”. Y, sin embargo, ella lo espera y recuerda “todo lo que soñaron, todo lo que debía ser la vida para ellos”.

Librería Palas, Sevilla

“Un domingo en el campo”, de Pierre Bost

el 7 junio, 2018 en Libro de la Semana

Un domingo en el campo

Un domingo en el campo

Bost, Pierre

ISBN

978-84-16544-58-5

Editorial

Errata Naturae Editores

Mas información

Al final, cuando alguna vez toque hablar en serio, seguramente habrá que concluir que no hay literatura superior a esa en la que aparentemente no sucede nada y en la que sin embargo, agazapadas, palpitan cosas tremendas. Los franceses han sabido hacer eso bien, sobre todo en el cine, y la verdad es que lo que consigue Pierre Bost en la setenta páginas de Un domingo en el campo es, en ese sentido, casi sobrenatural dentro de su cotidianeidad extrema, de su aparente paz. La crónica de la rutina dominical de un viejo pintor viudo, visitado como cada semana por su atareado, cariñoso y responsable hijo (con su propia familia a cuestas) y, más sorprendentemente, la irrupción de su hija soltera, aturullada y emprendedora, va tejiendo sin grandes secretos ni sobresaltos una narración elegante, inteligente y cómoda que sin embargo estalla en su doble final: uno es tan sereno y plácido como toda la narración, y el otro, cinco líneas más abajo, es verdaderamente impactante, casi brutal, como en realidad lo ha sido (lo comprendemos definitivamente ahora) toda la narración…

Un narrador sabio y veterano (“Los problemas se resuelven pronto; la pena es tener que plantearlos”) y episódicamente irónico (“Marie-Thérèse tenía prácticamente todas las virtudes, pero muy escondidas”) va asistiendo a los sucesos más o menos banales de ese domingo con la mirada del personaje que ocupe en cada momento su atención, proyectando sus sentimientos, sus inquietudes o sus intereses. El protagonista, y por tanto la perspectiva central, es el señor Ladmiral, en el crepúsculo de una vida consagrada al arte figurativo y más o menos realista en unos años en los que ya explotaban y triunfaban otras vanguardias, algo que él supo vivir con calma y encajar con deportividad, pues siempre tuvo su público y su prestigio y hasta su Legión de Honor. Pero ha llegado el tiempo del balance, y los domingos toca pensar en esos visitantes a los que él mismo engendró, deseando estar creando sus dos principales obras maestras : “A los hijos les cuesta tanto aceptar aquello que les fastidia de sus padres que nunca entienden que los padres deben hacer un esfuerzo aún mayor”.

No se nos ocurre ninguna excusa aceptable para no leer esta brevísima nouvelle de 1945, tan superior a la narrativa breve que después han practicado tantos de sus compatriotas, muchos de los cuales sí caen en lo trivial, lo puramente anecdótico, lo superficial, lo insignificante. Pierre Bost, ayudado ahora por la traducción de Regina López Muñoz, consigue condensar en poquísimas páginas toda una teoría de la familia que otros no conseguiríamos expresar o sugerir ni en toda una nueva “comedia humana”, y lo hace no exactamente con economía de recursos (pues las habilidades literarias destellan por todos lados) sino por la gestión de los mismos, como quien siembra discretamente un campo y se sienta a comprobar cómo el lector acierta a cosecharlo por completo, sin olvidar ni uno solo de los muchos frutos plantados allí. No lo parece pero esta novelita es una fiesta, sin disfraces pero llena de regalos.

“Cuando sale la reclusa”, de Fred Vargas

el 4 junio, 2018 en Libro de la Semana

Cuando sale la reclusa

Cuando sale la reclusa

Vargas, Fred

ISBN

978-84-17308-12-4

Editorial

Siruela

Mas información

Reclusa:

1. Adj. Fem. Encarcelada o presa.

2. Tipo de araña conocida con el nombre en latín de Loxosceles rufescens.

Recientemente ha regresado a las librerías la escritora francesa Fred Vargas. Y en esta ocasión lo ha hecho para hablarnos de la reclusa, una araña venenosa pero también una práctica religiosa más propia de la Edad Media. Todo ello entretejido con una historia de abusos, traiciones y venganzas que sólo la capacidad intuitiva y tranquila de un comisario como Adamsberg puede dilucidar.

Con Cuando sale la reclusa Vargas retoma la historia de Adamsberg donde la dejamos en la anterior entrega. El comisario, recién llegado de una estancia en Islandia, donde se desarrolló una parte de Tiempos de hielo, se incorporará a su trabajo para investigar un delito sin mayor importancia que le llevará a descubrir una serie de noticias inusuales sobre ataques mortales de una introvertida araña. La trama principal se ve acompañada de subtramas que se desarrollan en el seno de la brigada y que son un reflejo de los problemas y de las relaciones sociales. A raíz de estas situaciones se va a desarrollar una obra de gran calidad literaria que va más allá de la novela negra que es habitual encontrar en librerías. Cuando sale la reclusa afianza a Fred Vargas como una de las autoras más destacadas del panorama literario mundial, y es la demostración definitiva de que la autora es capaz de superarse obra tras obra. Sólo el futuro sabe los grandes libros que nos quedan por leer y que saldrán de su pluma.

No hay duda de que es, sin duda, merecedora del premio Princesa de Asturias de las Letras. Un premio que también demuestra el excepcional trabajo que han realizado sus editores y que reconoce a la novela negra el lugar que merece.

Por todo esto, para nosotros es una de las autoras más recomendables desde que editó su primera novela hasta hoy, y por ello no nos hemos cansado nunca de difundir su trabajo.

Librería Ícaro (Segovia)

Fred Vargas, Premio Princesa de Asturias de las Letras

el 25 mayo, 2018 en Noticias

La escurridiza escritora francesa Fred Vargas, nacida en París en 1957, ha obtenido el Premio Princesa de Asturias de las Letras en su edición de 2018.

Frédérique Audoin-Rouzeu es historiadora y arqueóloga, y ha publicado algunos libros especializados sobre ciencia, pero es bajo el seudónimo “Fred Vargas” como ha obtenido un gran éxito internacional, convirtiéndose en una de las más valoradas escritoras de novela negra, género que ha llevado a la primera línea no sólo de la visibilidad comercial sino del prestigio. Su serie de novelas protagonizadas por el comisario Adamsberg (doce hasta hoy, publicadas en España por la editorial Siruela) son un banquete de inteligencia y calidad, al tiempo que exhiben una irresistible capacidad para atrapar al lector, algo casi imprescindible en el género.

Por otro lado, la autora es famosa por su exagerada aversión a cualquier forma de promoción de sus libros, evitando entrevistas, negándose a viajar, desoyendo invitaciones… En el prólogo a la edición española de su Pequeño tratado sobre todas las verdades de la existencia, Fernando Savater considera que la llamativa ausencia de humor en la obra noir de Vargas queda en parte compensada por el tono de esos pequeños ensayos, más desenfadados y ligeros, con el que Vargas estaría, además, tratando de despojarse de su imagen huidiza, difícil, misteriosa.

Sea como sea, este premio es una gran noticia, y canoniza para la gran literatura a la novela policiaca de calidad: son años en los que se abusa tanto del género que es necesario que jurados autorizados disciernan entre lo literariamente relevante y los meros productos de entretenimiento, clónicos, descuidados e irrelevantes. Y, sobre todo, esperamos que este premio no retrase la aparición de la novela número trece… Los adictos a Fred Vargas no hacemos otra cosa que esperarla.

Encuentra los libros de Fred Vargas en nuestras librerías.

fred-vargas-cordon-press.jpg

“Noche”, de Bernard Minier

el 21 mayo, 2018 en Libro de la Semana

Noche

Noche

Minier, Bernard

ISBN

978-84-9838-846-6

Editorial

PUBLICACIONES Y EDICIONES SALAMANDRA

Mas información

Acabo de terminar de leer Noche, de Bernard Minier, y me ha encantado. Me parece un libro que se puede recomendar sin ningún tipo de dudas a cualquier persona que busque un buen thriller policiaco.

Yo conocía a Minier por No apagues la luz, la anterior novela protagonizada por Martin Servaz, y Noche es ya la cuarta novela de este personaje, pero eso no importa demasiado porque son bastante independientes, y ésta es una maravilla desde el primer capítulo, en un tren nocturno en Noruega, hasta el último, en la idílica Hallstat austriaca. Se mantiene el ritmo, el misterio y la intriga durante toda la novela.

Julian Hirtman es un psicópata con el que se enfrentó Servaz en anteriores novelas (insisto en que no hace falta conocerlo: todos vimos Titanic sabiendo que se hundía el barco, así que si lees esta novela luego puedes resolver el puzle de las anteriores, que lamentablemente están agotadas ahora, aunque conozcas el final… de momento). Aquí Hirtman comienza a dejar pistas para que Servaz una fuerzas con Kirsten Nigaard, una agente de la policía noruega que se encarga de investigar el primer asesinato de la novela. Tras varios giros en la investigación y varias tramas complementarias, el duelo final entre Hirtman y Servaz es maravilloso, con un desenlace inesperado, y el epílogo encierra una nueva sorpresa en el último párrafo de la novela que hace lamentar no saber francés para poder leer ya mismo Soers (Hermanas), el siguiente caso de Servaz, no traducido todavía al español.

Bien dicen en la faja que Julian Hirtman es el psicópata más despiadado desde Hannibal Lecter, pues en Noche lo demuestra con creces: mucho están tardando en hacer una película (o una serie, que el caso da para serie…).

PD: La novela, traducida por Mª Dolors Gallart Iglesias, tiene banda sonora de Mahler, ¡y dan muchas ganas de escucharlo mientras se lee!

Arturo García, Librería Santos Ochoa (Logroño)

“Amores”, de Leonor de Recondo

el 2 abril, 2018 en Libro de la Semana

Amores

Amores

de Recondo, Leonor

ISBN

978-84-946754-7-8

Editorial

Editorial Minuscula

Mas información

Hay editoriales, varias, de cuyas publicaciones me fío a ciegas porque la experiencia me dice que todo lo que editan es de una calidad incuestionable. Una de esas editoriales es Minúscula, que bajo la dirección de Valeria Bergalli ha puesto a disposición de quienes solo disfrutamos leyendo en español un catálogo excepcional, en un formato pleno de belleza.

Pero no vengo hoy a hablarles de Minúscula, ni de Leonor de Recondo, escritora, violinista, especialista en música barroca, mujer de una sensibilidad arrolladora según se desprende de su escritura. No. Hoy vengo a recomendarles, a pedirles, que lean la última novela que Minúscula ha publicado de Leonor de Recondo: Amores.

Amores es, su título lo revela sin ambages, una historia de amores. Una historia ambientada en una ciudad de provincias francesa a comienzos del siglo XX. Una historia cuyos protagonistas (ellos y ellas) aman y se aman, o creen hacerlo. Una historia, además, que contiene algunas de las escenas de sexo (no desvelaré las páginas) mejor descritas que jamás he leído. Sexo de iniciación, de descubrimiento, de amor. Y, también, sexo impuesto, de desahogo varonil, de poder.

Pero Amores es, también, una historia de clases sociales, de riqueza y pobreza, de hipocresías y lealtades. Una historia sobre los condicionamientos geográficos (qué distinto hubiera sido todo en París), sobre la suciedad que se esconde bajo las alfombras, sobre el silencio de las mujeres, sobre la vida. Una historia que fluye con suavidad, estructurada en breves capítulos sin título, y que te mantiene sin aliento hasta el final. Una historia cuyos personajes se convierten en personas que de pronto te acompañan y te hablan, personas a las que quisieras aconsejar y advertir con el ímpetu perdido de la infancia.

Lean Amores. Léanla porque al hacerlo estarán leyendo una obra en la que la violinista que escribe ha logrado una armonía perfecta, una pieza de aparente sencillez tejida con una delicadeza extrema. Léanla, porque la lectura es también deleite ante la belleza.

Izaskun Legarza, Librería de Mujeres de Canarias